Esta web utiliza Cookies. Puedes ver nuestra política de Cookies  AQUÍ.   Si continúas navegando, estarás aceptándola.  
Política de Cookies +

LA CONCIENCIA EN UCDM

 

Libera Tu Ser - David Hoffmeister "LA CONCIENCIA EN UCDM"



Del Libro de David Hoffmeister "Unwind Your Mind - Back to God" - Capítulo II
Traducido al castellano por Juan Illan Gómez.

 

Hola David,

No esperaba escribir ninguna pregunta ni comentario, pero ahí va. Dices: "La consciencia (la mente dividida) pareció llegar a existir con la creencia en la separación de Dios, de la Unicidad". ¿Te refieres a la conciencia del ego, la autoconciencia corriente que parece existir en un cuerpo, tiene nombre y todo eso? Pregunto porque yo utilizo el término “consciencia” para referirme a lo que crea y da vida a las formas ilusorias, lo que es un Aspecto de Dios que nunca abandona la Mente de Dios. Entiendo que esta Consciencia, al ser un Aspecto de Dios, es eterna y actúa sin parar, extendiendo el Amor primero en una dirección, luego en otra, incluyendo el inventarse y fingir experimentar una ilusión de separación, completa, con amnesia de la Realidad.

Algo después sigues con: "Dios no sabe nada de formas. Dios crea lo eterno, y Cristo es una Idea eterna en la Mente de Dios. Cristo también crea lo eterno. La creación es la extensión eterna".

Recuerdo que UCDM nos dice que Dios está dentro de nosotros. Sólo podemos oír la Voz de Dios (Espíritu Santo) yendo adentro. Somos parte de Dios, como en "Mi Padre y yo somos uno". Ciertamente no tomo esto como que signifique dentro del cuerpo (como si el trono de Dios estuviera en algún sitio cerca del hígado), pero lo tomo como que significa dentro de nuestra mente o consciencia (no cerebro), que es parte de la Mente. Esa parte de la Mente sabe de formas ¿verdad? Se da cuenta de que actualmente está jugando en la ilusión de la dualidad, ¿verdad? De lo contrario una parte de la Mente de Dios estaría inconsciente, lo cual es imposible.

Saludos al Único Infinito,

Gracias por tomarte el tiempo de escribir. Utilizo el término conciencia tal como se usa en Un curso de milagros. UCDM establece que:

La revelación te une directamente a Dios. Los milagros te unen directamente a tu hermano. Ni la revelación ni los milagros emanan de la con­ciencia, aunque ambos se experimentan en ella. La conciencia es el estado que induce a la acción, aunque no la inspira. T-1.II.1

La conciencia -el nivel de la percepción- fue la primera divi­sión que se introdujo en la mente después de la separación, con­virtiendo a la mente de esta manera en un instrumento perceptor en vez de en un instrumento creador. La conciencia ha sido correc­tamente identificada como perteneciente al ámbito del ego. El ego es un intento erróneo de la mente de percibirte tal como deseas ser, en vez de como realmente eres. Sin embargo, sólo te puedes conocer a ti mismo como realmente eres, ya que de eso es de lo único que puedes estar seguro. Todo lo demás es cuestionable. T-3.IV.2

Y ahora, muy serenamente y con los ojos cerrados, trata de deshacerte de todo el contenido que generalmente ocupa tu con­ciencia. Piensa en tu mente como si fuera un círculo inmenso, rodeado por una densa capa de nubes obscuras. Lo único que puedes ver son las nubes, pues parece como si te hallaras fuera del círculo y a gran distancia de él.

Desde donde te encuentras no ves nada que te indique que detrás de las nubes hay una luz brillante. Las nubes parecen ser la única realidad. Parece como si fueran lo único que se puede ver. Por lo tanto, no tratas de atravesarlas e ir más allá de ellas, lo cual sería la única manera de convencerte realmente de su insus­tancialidad. Ej-69.4

En la sección Clarificación de términos se describe la idea de consciencia individual como irrelevante por ser un sinónimo de la separación. Estudiar la separación no conduce al conocimiento. La conciencia se describe como el mecanismo que recibe mensajes tanto del Espíritu Santo como del ego, en otras palabras, la mente dividida.

La consciencia es el objeto del entrenamiento mental de las lecciones del Libro de Ejercicios, se la puede entrenar para que alcance el mundo perdonado que Jesús llama mundo real. Ésta es la Perspectiva del soñador del sueño de la que hablo con frecuencia, un estado de paz constante y ausencia de juicios. Dios y Cristo, al Ser Pura y Eterna Luz Abstracta y Unicidad, no tienen nada que ver con la consciencia (que está "dividida" en niveles ilusorios). En este sentido no hay "Consciencia de Dios" alguna, pues la Unicidad y la mente dividida son irreconciliables. Dios y Cristo son Verdad y la consciencia es simulada o falsa. Dios y Cristo son Espíritu y la consciencia es la creencia de que hay "algo distinto añadido" al Espíritu. El Despertar podría describirse como "soltar" ese simulacro de "algo distinto".

La Creación es la Luz de más allá de la consciencia. La consciencia, al ser el dominio del ego, no tiene capacidad creativa. Dios crea lo Eterno y el ego o error "fabrica" la ilusión espacio-temporal, finita y pasajera. La consciencia parece desaprender el ego (o división) y así aprender el perdón (integridad percibida), pero cuando el Curso dice que: "no puede alcanzar el conocimiento", refleja el reconocimiento de que la consciencia es una ilusión que tiene que desaparecer antes de recordar el Conocimiento Celestial o Unicidad Pura.

Escribiste: "Yo utilizo el término consciencia para referirme a lo que crea y da vida a las formas ilusorias, lo que es un Aspecto de Dios que nunca abandona la Mente de Dios. Entiendo que esta Consciencia, al ser un Aspecto de Dios, es eterna y actúa sin parar, extendiendo el Amor primero en una dirección, luego en otra, incluyendo el inventarse y fingir experimentar una ilusión de separación, completa, con amnesia de la Realidad.”

Cristo nunca abandona la Mente de Dios, pero la consciencia es la creencia en que Cristo ha abandonado la Mente de Dios. La Creación se extiende Eternamente y tal como UCDM establece: "Dios no sabe nada de formas". T-30.III.4. Cristo es una Idea Eterna en la Mente de Dios. Es la consciencia, dominio del ego, la que parece inventarse y fingir experimentar una ilusión de separación, completa, con amnesia de la Realidad. Dios no perdona porque nunca ha condenado, pero el perdón (liberar–soltar) se aplica a la consciencia y así a la liberación de los obstáculos (lo que hizo el ego) de manera que la mente pueda recordar a Dios, a Cristo y a la Creación Eterna.

Una de las ideas metafísicas clave para comprender la importancia y necesidad del perdón de la ilusión y la liberación y el desapego del juicio del mundo, se establece en UCDM como sigue:

El mundo se fabricó como un acto de agresión contra Dios. Es el símbolo del miedo. Mas ¿qué es el miedo sino la ausencia de amor? El mundo, por lo tanto, se fabricó con la intención de que fuese un lugar en el que Dios no pudiese entrar y en el que Su Hijo pudiese estar separado de Él. Esa fue la cuna de la percep­ción, pues el conocimiento no podría haber sido la causa de pen­samientos tan descabellados Ej-pII.3.2

Dios Es. Cristo está Despierto en la Mente de Dios. La mente que duerme y sueña con imágenes parece jugar con ídolos, juguetes de su propia "fabricación", pero el Espíritu Santo utiliza lo que se hizo para ir mucho más allá de lo que se hizo. El Espíritu Santo hizo un Sueño de despertar limpio de juicios. El Espíritu Santo sabe distinguir lo real de lo irreal, y el juicio de lo falso COMO falso es el único juicio con sentido que se puede hacer. Esta Expiación es el portal a la libertad más allá de todo sueño; al recuerdo de Uno como Cristo en la Mente de Dios. Dios y Cristo Son Amor Abstracto y Eterno, y el  mundo aparente de partes y cosas concretas es el velo que HA SIDO perdonado.

"El Reino de los Cielos está dentro". T-4.III.1. Voy a usar la metáfora mencionada en el Libro de Ejercicios de UCDM. Si la Mente Divina fuese un inmenso Círculo de Luz y este Círculo estuviese aparentemente rodeado por las oscuras nubes de las creencias falsas y la percepción, la consciencia sería la experiencia ilusoria de estar "fuera" del Círculo. Al sumergirse por debajo de las nubes de la ilusión, la experiencia es de Luz Pura. En Verdad la Luz no puede estar rodeada ni circunscrita, porque literalmente la Luz Es la Totalidad de Dios y Cristo que Conoce la Unicidad Perfecta.

Me regocijo en el perdón de la ilusión, porque una Criatura de Dios no puede tener limitado su conocimiento más que por creencias ilusorias. Y felizmente esto no tiene por qué ser así. ¡Te amo por siempre y para siempre!

Donativos a LiberaTuSer

DONATIVOS

Aquí puedes realizar tu Donativo. Con ello estarás ayudando a sufragar los gastos de mantenimiento y alojamiento de este sitio.

Si deseas realizar un Donativo, haz clic sobre la flecha.

TU
APORTACIÓN
ES
VALIOSA

LiberaTuSer

PÁGINAS AMIGAS